» » ¿Por qué la poda es importante en la calidad de la uva?

¿Por qué la poda es importante en la calidad de la uva?

Publicado en: Noticias | 0

poda-bodegas-briego

Como ya sabréis todos aquellos que nos seguís en nuestros diferentes perfiles en redes sociales (Facebook, Twitter e Instagram), en Bodegas Briego ya hemos comenzado con la poda de invierno. Y es que probable que aquellos que nos acompañéis a través de estos canales ya hayáis visto nuestro vídeo de la poda en 2020, en el que aseguramos que la poda es una práctica cultural muy importante para la cantidad y la calidad de las uvas que, posteriormente, se recogerán durante la vendimia. En este sentido, hoy en nuestro blog queremos explicaros por qué hacemos esa afirmación con rotundidad y en qué influye una correcta poda en el fruto.

En primer lugar, cabe recordar que la poda es un proceso que se realiza en los meses fríos del año, cuando la planta aún tiene las reservas en las raíces (¿recordáis este mecanismo de la viña para sobrevivir a las bajas temperaturas?). Solo así nos aseguraremos de no dañarla con los cortes realizados. Es precisamente a través de estos cortes como vamos a fijar la distribución de los racimos. En este sentido, el número dependerá de la cantidad de yemas que dejemos en cada brazo.

Pero, ¿qué tiene que ver esto con la calidad de la uva? En ella influyen, principalmente, dos factores. En primer lugar, si los racimos están bien distribuidos no chocarán entre sí y podrán airearse sin taparse unos a otros. Pero, además, en caso de que el número de yemas dejado en la vendimia fuera muy alto, los racimos tendrían que “competir” por los recursos, sin lograr una correcta maduración y nivel de azúcar. Por tanto, solo con los racimos justos la calidad de las uvas será la adecuada, la que nos permita elaborar nuestros tintos DO Ribera del Duero.

Por todo ello, la poda es un proceso muy importante en los viñedos. Una práctica cultural que llevamos a cabo con mimo y dedicación para obtener los mejores resultados.

Dejar un comentario